lo que yo leo

Un blog sin pretensiones, sobre reseñas literarias para leer en 10 minutos; contiene comentarios sobre libros, recomendaciones, divagaciones y toda clase de digestiones literarias que un lector compulsivo ha aderezado a su gusto. Por supuesto, abierto a colaboraciones y opiniones. Casi es obligatorio equivocarse aunque, evidentemente, yo soy yo y tú, eres tú, por supuesto; pero ni yo soy tú ni tú eres yo, por lo tanto, todo lo que escribas es tu responsabilidad: cada uno es dueño de sus palabras y de sus silencios, sin embargo, tu libertad no te permite escribir nada ilegal o degradante para otros como tú y como yo. Es por eso que, al menos ese SILENCIO sí impera en este blog.


Deja un comentario

“dioses, tumbas y sabios” de C.W.Ceram, una crónica periodística sobre la aventura en busca del saber antiguo


“Incluso los problemas científicos más complicados pueden presentarse de un modo más sencillo y comprensible si se los describe como procesos de trabajo, es decir, conduciendo al lector exactamente por el mismo camino que recorrió el sabio investigados desde el momento en que tuvo la primera inspiración hasta que alcanzó el resultado apetecido” C.W.C


Nuestra época disfruta de manera inconsciente la facilidad de acceso a la infomación y al conocimiento que la tecnología nos ofrece. Es más complicado acceder a las fuentes primarias del conocimiento como, por ejemplo, los yacimientos arqueológicos y sin embargo nuestro desarrollo tecnológico permite a nuestros científicos y estudiosos emprender una labor de investigación con mayor facilidad y eficacia que antaño y presentarnos a tiempo real el avance en su campo de conocimiento: National Geographic es un escaparate mundial para la difusión y promoción (también para la captación de fondos e ingresos) de ciencias como la biología, la arqueología, etc.

Por el contrario, en los inicios de dichas ciencias, los estudiosos e investigadores no solamente eran científicos sino audaces aventureros que osaron adentrarse en las selvas y territorios que no habían sido hollados en siglos y redescubrir paisajes y civilizaciones tras los pasos de aquellos otros hombres que, antes que ellos, las elevaron y, también, las derrumbaron o abandonaron.

C. W. Ceram, periodista alemán nacido en Berlín en 1915 y fallecido en Hamburgo en 1972, publicó en 1949 el libro hoy objeto de reseña con la intención de crear una obra eminentemente divulgativa, no científica, sobre la historia de la Arqueología, plasmando los hechos con rigor y exactitud en formato novelado pero con pretensiones de utilidad; así lo explica en el prólogo de su libro y así justifica además que el volumen cuente con un apéndice  bibliográfico, cartográfico, cronológico y un índice de materias.

La obra se articula en cuatro apartados principales o “libros”, como los denomina el autor, cada uno dedicado a una civilización antigua: I libro de las estatuas, sobre la civilización CRETO-MICENICA Cronología (fuente, Wikipedia); II libro de las pirámides, sobre la civilización del ANTIGUO EGIPTOAntiguo Egipto; III Libro de las Torres, sobre la CIVILIZACION MESOPOTÁMICA, Mesopotamia; y IV Libro de las escaleras, sobre la cultura de la AMERICA PRECOLOMBINA Mexica y Maya. Culmina con un último capítulo sobre los libros de la historia de la arqueología que todavía no pueden escribirse, una especie de post-escriptum en el que se excusa por reducir su obra a las cuatro grandes civilizaciones de la antigüedad y dejar anotada la importancia de otros investigadores cuyo objeto de estudio son otras grandes culturas desaparecidas como la cultura china, india, japonesa, africana y otras.

Cumpliendo su voluntad divulgativa este libro es muy ameno, fácil de leer y un instrumento ideal para todo aquel que quiera introducirse en el mundo de la historia de la arqueología con los ojos de un profano, además de contar con un os interesantes apéndices para profundizar más en el tema. No en vano se ha convertido en un best seller, un clásico que todo el mundo conoce y recomienda.

Pese al tiempo transcurrido desde su primera publicación, es un libro que no ha perdido interés ni actualidad por cuanto que su contenido es intemporal y el relato de las peripecias y afanes de SchliemannChampollion, o Howard Carter forman parte ya del mito y la aventura del conocimiento.

Un saludo

  • Nº de páginas: 480 págs.
  • Traducción:Manuel Tamayo
  • Editoral: DESTINO
  • Edicion Original: Noviembre 1949
  • ISBN: 9788423340798


Deja un comentario

“black & blue” de Ian Rankin: hastío, desgaste y desencanto; el crimen no compensa… a los buenos.


“Para muchos policías una investigación criminal era como si el muerto fuese un cliente, mudo y frío, que no dejaba de reclamar justicia” I.R.

Ian Rankin, escritor escoces, nacido en Fife en 1960, adscrito al género de la novela negra que se escribe en Escocia (al que la crítica denomina Tartan noir para diferenciarla del Polar francés, el Hard-boiled americano, etc). Creador prolífico y exitoso con una larga serie de novelas protagonizada por el inspector de polícía John Rebus y ambientadas en Escocia.

La novela “Black and Blue” es algo más que una novela policiaca; mejor dicho, es una novela policiaca de las buenas, aquellas que son vehículo de expresión de inquietudes sociales, de análisis sociológico, de ensayo psicológico y reportaje periodístico sin abandonar una trama interesante de intriga creciente.

Tal y como se caracterizan las novelas de John Rebus, su búsqueda de la verdad y de la justicia se apoya en un trabajo policial que se desarrolla por el entramado de la sociedad escocesa, mostrándonos, en el caso que nos ocupa, las dos caras de una sociedad en incipiente decadencia beneficiada antaño por la industria petrolera y que asume con resignación los desechos que se van decantando derivados de aquel progreso económico cuyo potencial reformador no se pudo o se supo o se quiso aprovechar: delincuencia subyacente, abandono de infraestructuras, problemas ecológicos, corrupción.

Con la excusa de una investigación policial interna contra John Rebus, también nos presenta el autor la trastienda del trabajo policial, las rencillas internas, la lucha por el ascenso en el escalafón, los intereses personales a costa de los profesionales, la corrupción,  el desencanto y los daños colaterales de un trabajo estresante y sin horarios: la depresión, el alcoholismo la mala alimentación,etc.

La trama principal se centra en la resolución en los años 90 de un dudoso asesinato de un trabajador de una plataforma petrolífera escocesa que se entrecruza con la linea de investigación de unos asesinatos en serie que, a su vez, imitan y continúan otra serie de asesinatos irresueltos de los años 60 por los que John Rebus se interesó hasta la obsesión, llevando a cabo una investigación personal paralela a la oficial.

Es una novela entretenida, muy entretenida, con un estilo directo en tercera persona, muy bien dialogada, alternando en su justa medida con reflexiones personales del protagonista sobre su trabajo policial, la sociedad escocesa o la industria petrolera, con personajes ya muy bien definidos a lo largo de la serie, especialmente el inspector Rebus: inteligente, tozudo, temerario, excesivo bebedor, conocedor de todos los tugurios de Edimburgo y Escocia y ecléctico melómano que etiqueta muchas de sus situaciones vitales con títulos de éxitos musicales.

Un atractivo de la novela es, igualmente, la evolución personal del personaje, cuyo autor ha venido desarrollando a lo largo de la serie.  Al igual que Wallander o Charlie Parker, Rebus también envejece.

Un saludo

Serie del Inspector John Rebus (fuente, Wikipedia)

  1. Nudos y cruces (Knots and Crosses) (1987)
  2. El escondite (Hide and Seek) (1991)
  3. Tooth and Nail (1992)
  4. Strip Jack (1992)
  5. The Black Book (1993)
  6. Mortal Causes (1994)
  7. Let it Bleed (1996)
  8. Black and Blue (Black and Blue, 1997)
  9. El jardín de las sombras (The Hanging Garden, 1998)
  10. Dead Souls (1999)
  11. En la oscuridad (Set in Darkness, 2000)
  12. Aguas turbulentas (The Falls, 2001)
  13. Resurrección (Resurrection Men, 2002)
  14. Una cuestión de sangre (A Question of Blood, 2003)
  15. Callejón Fleshmarket (Fleshmarket Close, 2004)
  16. Nombrar a los muertos (The Naming of the Dead, 2006)
  17. La música del adiós (Exit Music, 2007)

  • traductor: MARTIN ARRIBAS, FRANCISCO
  • editorial: RBA PUBLICACIONES
  • año de edición: 2010
  • páginas: 576
  • isbn: 978-84-9867-707-2

  


Deja un comentario

“american gods” de Neil Gaiman: los antiguos dioses viven una road movie.


” Tienes que entender todo el rollo de los dioses. No es cuestión de magia. Es cuestión de ser tú mismo, pero el tú en el que cree la gente. Se trata de ser la esencia concentrada y ampliada de ti mismo. Tienes que convertirte en trueno o en la fuerza de un caballo o en sabiduría. Te adueñas de toda la fe y te haces más grande, más guay, más allá de lo humano. Te cristalizas —Hizo otra pausa—. Y entonces un día se olvidan de ti, ya no creen en ti nunca más. no se sacrifican y no les importa.” N.G.

¿Es  fantasía, es ciencia ficción, un relato costumbrista o una novela picaresca moderna? Porque de todo tiene: aparecen dioses antiguos como Odin, Horus o Kali, junto con dioses nuevos como Medios de Comunicación, Ciudad, Mundo, enfrentados en una batalla por la supremacía entre los creyentes; tipos trashumantes que recorren las carreteras y pueblos de USA timando a la gente o prostituyéndose para obtener recursos  y poder sobrevivir junto a  nuevos ricos que cuentan con la sofisticación y glamour de yupies tecnológicos;  pequeñas localidades de la America Profunda y sitios pintorescos que la historia ya ha olvidado…

El guionista de comics Neil Gaiman, autor británico nacido en 1960, cuya obra más reconocida es la serie de comics The Sandman, ha escrito una novela atípica sobre la decadencia personal de los dioses olvidados y la dura batalla por la subsistencia frente a los nuevos dioses de la tecnología, la globalización  y la sociedad de la información en un mundo actual de descreídos en que la fé de los creyentes equivale al crédito bancario (tiene la misma raíz etimológica) y en que un dios sin crédito pierde calidad de vida y se ve obligado a malvivir como un inmigrante ilegal de baja extracción social y recursos limitados.

El personaje principal, llamado Sombra sale de la cárcel anticipadamente por el fallecimiento de su mujer y su mejor amigo en un accidente de tráfico y, sin arraigo alguno ni expectativa laboral, es contratado por un viejo tuerto, timador y mujeriego que se hace llamar Wednesday para que haga de guardaespaldas y chico  para todo. Hasta la página 108 no nos enteramos que en realidad es Odin, el diós escandinavo y que su peregrinar por el territorio marginal de USA obecede a su interés en reclutar a los viejos dioses de América ya olvidados por la gente ( los dioses nórdicos Odin, Thor, Loki; los bálticos Chernabog, y las Zoryas; las Nornas; el dios africano Anansi y la Reina de Saba; Eostre; la diosa hindú Kali, los egipcios  ThothAnubisHorus y Bast; el dios indio Wisakedjak o Manitú) en la próxima batalla contra los dioses de la modernidad.

Sin pretender desvelar la trama, el lector se va dando cuenta que el papel de Sombra tiene un peso importante en el relato a medida en que las indicaciones difusas que al principio se nos va ofreciendo (sueños extraños, personajes extraños, extraños ambientes) adquieren mayor definición y la novela salta sin transición desde un ambiente  realista a otro fantástico e irreal en el que el personaje se asemeja a  Ulises o a Orfeo en su descenso a los infiernos.

Una crítica al libro es que hace muchas referencias veladas a la mitología nórdica con la que estamos poco familiarizados y también alude a personajes de The Sandman que, si uno no es conocedor de su mundo puede perderse los guiños del autor.

Otra crítica al argumento es que mientras que conocemos a través de los ojos de Sombra el submundo de los dioses olvidados apenas conocemos quienes son los dioses del presente,  la novela no define a los personajes del otro lado y  no nos ofrece sus motivaciones, sus caracteres.

Pese a ello, son críticas menores porque el libro es entretenido,de fácil lectura,  original, divertido a veces y muy interesante por su temática que tiene mucho de guión de cómic

Un saludo.

  • Premio British Fantasy-Derleth 2002, Novela (Nominado)

 

  • Premio British Science Fiction 2002, Novela (Nominado)

 

  • Premio Geffen 2003, Libro de Fantasía (Ganador)

 

  • Premio Hugo 2002, Novela (Ganador)

 

  • Premio International Horror Guild, 2002, Novela (Nominado)

 

  • Premio Italia 2003, Novela Internacional (Puesto: 2)

 

  • Premio Italia 2004, Novela Internacional (Puesto: 2)

 

  • Premio Locus 2002, Novela de Fantasía (Ganador)

 

  • Premio Mythopoeic 2002, Literatura para adultos (Nominado)

 

  • Premio Nebula 2003, Novela (Ganador)

 

  • Premio Phantastik 2004, Novela Extranjera (Nominado)

 

  • Premio Bram Stoker 2002, Novela (Ganador)

 

  • Premio World Fantasy 2002, Novela (Nominado)

 


Deja un comentario

“lo mejor de Stanley G. Weinbaum”: el primer escalón de la ciencia ficción moderna.


“La mentira como mecanismo de adaptación merece un estudio más profundo del que ha recibido. Probablemente los mentirosos originarios son esas plantas y animales que utilizan el mimetismo protector: serpientes inofensivas que imitan a serpientes venenosas, moscas que parecen abejas. Esas son mentiras vivientes” S.G.W.

Stanley Grauman Weinbaum (1903-1935) joven escritor americano pionero de la ciencia ficción moderna; de su biografía se destaca que fue compañero de universidad de Charles Lindbergh y que existe un cráter en Marte (no podía ser otro sitio) con su nombre.

Su producción, más bien escasa dado lo temprano de su fallecimiento, no deja de sorprender por anticiparse en cierto modo a todos los grandes continuadores del género de ciencia ficción.

Hace muchos años (y cuando digo muchos, digo muchos), rescaté de la biblioteca pública, sección infantil, un libro de ciencia ficción, en edición rústica titulado “lo mejor de Weimbaun”, o algo así. Lo leí con el agrado y satisfacción que mis casi recién estrenados hábitos de lector compulsivo me concedían (y me siguen concediendo) y después le perdí la pista: la biblioteca reordenó las secciones, yo empezaba a frecuentar la sección de adultos y ya no pude encontrarle más.  No fue hasta mucho más tarde que volví a encontrarle buceando en las bibliografías de ciencia ficción y me volvío a encantar. El relato que siempre me fascinó fue “Máxima adaptabilidad” y “Las gafas de Pigmalión”.

Mis conocimientos literarios y científicos distaban mucho de ser los que ahora poseo (de hecho con la edad y la educación autodidacta he conseguido ampliar considerablemente mi bagaje de desconocimiento en esos campos) y las soluciones “científicas” me parecieron un alarde extraordinario.

Hoy ya puedo distinguir entre la ciencia ficción hard y soft y no dejo de reconocer que en sus relatos de 1934-5 necesariamente tiene que notarse el desarrollo del conocimiento tecnológico, médico, antropológico y genético, pero entiendo que ya en dichos relatos el autor mostraba un esfuerzo por justificarse y ofrecer una explicación  científica dentro del contexto del relato. Contienen sus relatos referencias expresas a la teoría de la mutación de De Vries o la selección natural de Weisman o Darwin (máxima adaptabilidad) o a las teorias del idealismo de Berkeley (las gafas de pigmalión) al autómata de Roger Bacon (el ideal) e incluso tesis geopolíticas sobre las relaciones internacionales entre países y áreas de influencia (los mares cambiantes), especulaciones sobre botánica y comentarios sobre filología clásica (lotofagos).

Son relatos cortos, con un estilo directo, escritos en tercera persona, sin complejidades estilsíticas y una temática algo ingenua. Sorprende las descripciones de la atmósfera de los planetas o que los protagonistas fumen dentro del cohete (por cuestiones de seguridad, claro, que en 1935 aún se podía fumar en lugares públicos)  o que se protejan de las inclemencias de Venus con una traje de lana “reforzado con cuero” y usen revolveres y lanzallamas para defenderse de las criaturas extraterestres. Pero, redundando en todo lo dicho, debemos tener en cuenta que fueron escritos por un joven que nunca llegó a la madurez artística, hay que valorarlo como a un clásico.

Seguramente por concesiones al gusto de la época, también en los relatos aparece una chica y el esquema de la trama suele ser “chico/chica y todo al final acaba bién, o no tan bién” No en vano, antes de iniciarse en la ciencia Ficción escribió relatos de amor.

1 – UNA ODISEA MARCIANA: Weinbaum nos presenta a Tweel, un marciano inteligente parecido a una avestruz. Según los críticos del género es la primera representación de un ser extraterrestre que se aleja de la caricaturización grotesca o terrorífica y que está dotado de inteligencia e interactúa con los terrícolas.

2 – EL VALLE DE LOS SUEÑOS.

3 – MAXIMA ADAPTABILIDAD: Como bien dice el relato objeto de reseña el autor propone una hipótesis ¿qué resultado nos daría proporcionar a un ser humano la adaptabilidad al medio propia de un insecto? Y la solución no es otra que un ser carente de moral y empatía cuyo único objetivo vital es la satisfacción de sus propias necesidades. No solamente existe una adaptabilidad biologica sino, como dice el autor, una adaptabilidad “humana” que es la que lleva a la protagonista a actuar sin ningún control social ni legal y a usar de sus seductoras armas para conseguir sus fines (y porque  es una mujer, malvada y seductora, típico tópico de la época, hoy nos resulta aberrante, aunque no menos cierto que ayer).

Una versión fílmica de esta historia fue hecha en 1957 bajo el titulo de SHE-DEVIL, protagonizada por Mari Blanchard, Jack Kelly y Albert Dekker.

4 – LAS GAFAS DE PIGMALION: El relato nos presenta una anticipación del concepto de realidad virtual, unas gafas que recrean otro mundo mediante estímulos sensoriales (olor, tacto, fotografías tridimensionales..), un explicación científica algo simple e ingenua hoy en día pero un hallazgo para una época sin “Matrix” .

5 – MARES CAMBIANTES: Una intriga sobre política internacional a raíz de la crisis mundial surgida a raíz de un desastre natural que altera la latitud de los países europeos, cambia su clima y obliga a reconfigurar sus políticas poblacionales y migratorias, surgiendo nuevas alianzas acordes a los nuevos intereses en juego. También una aventura chico conoce chica.

6 – LOS MUNDOS “SI”: Mediante un artefacto mecánico, el protagonista accede a un mundo virtual pero no ya en el terreno de lo sensorial, como e el caso de “Las Gafas de Pigmalión” sino en el terreno de lo temporal, de tal modo que el personaje, un impuntual irreductible, puede experimentar otra realidad temporal distinta, un mundo alternativo en función de las distintas decisiones que pudiera adoptar: La respuesta a la pregunta “¿ Que hubiera pasado si ..?.  Es un relato interesante que ya alude a la teoría de la relatividad de Einstein y a los viajes en el tiempo que dicha teoría, en teoría, comporta.

7 – LA LUNA LOCA.

8 – RESCATE DE UN SECRETO.

9 – EL IDEAL: Los mismos protagonistas que en “las Gafas de Pigmalón”, el joven heredero y el viejo profesor egocéntrico y genial y un nuevo invento de la mano del Profesor un aparato que plasma en un espejo el ideal del pensamiento del sujeto y las consecuencias que ello trae consigo.

10 – LOTOFAGOS: Los protagonistas conocen a un ser extraterrestre al que llaman Oscar, una especie vegetal de sangre caliente y con raices moviles que se reproduce por esporas y que, con una inteligencia superior a la humana llega a conocer el idioma y a hablar con ellos, en media hora…

11 – LA ISLA PROTEO.

No perderse la oportunidad de leer, o releer, a Weinbaum, puede decrise que tras más de ochenta años no han perdido frescura ni originalidad. ¿de cantos autores podemos decir lo mismo? (Heinlein, Asimov,…)

Un saludo

Lo mejor de Stanley G. Weinbaum

Traducción de Mariano Orta Manzano.

Martínez Roca, 1977.

Colección: Super Ficción; 20.


Deja un comentario

“la aventura equinoccial de lope de aguirre”, de Ramón. J. Sender: la cólera es un fuego que se consume a sí mismo, la desesperación una marea, un viento que borra cualquier vestigio de la razón.


“…no creo en la ley de Dios ni en las sectas de Mahoma, ni Lutero, ni gentilidad y creo y tengo que no hay más que nacer y morir.” Lope de Aguirre.

Una imagen evocamos al hablar de Lope de Aguirre: un rostro flaco de rubia cabellera y ojos alucinados, fieros, ceñudos, en una frente despejada, labios grandes y autoritarios y una fuerte y ancha barbilla. Un yelmo, una lóriga y una ligera cojera. No no es el retrato hecho por su compañero Vazquez, es el rostro de Klaus Kinsky en la película “Aguirre o la cólera de Dios” del Herzog, una obra maestra que ensombrece el brillo de la novela de Ramón J Sender en esa eterna disputa entre cine y literatura por el reconocimiento del voluble público.

Ramón J. Sender,  escritor español nacido en Huesca en 1901 y fallecido en Estados Unidos en 1982. Fue un autor prolífico que se inició tempranamente en el periodismo. Participó activamente en la Guerra de Marruecos y en la Guerra Civil española. De ideología revolucionaria anarquista, vivió en el exilio en Francia, México y Estados Unidos. Con la amnistía franquista y el reconocimiento literario con la concesión en 1969 del premio Planeta por “En la vida de Ignacio Morel” vuelve a viajar a España regularmente.

Su bibliografía se nutre de su biografía, principalmente con la serie autobiográfica de nueve novelas denominada “La Crónica del alba” de 1943 y también de las experiencias en la Guerra de Marruecos (“Iman”, 1930), de su ideología anarquista (“Viaje a la aldea del crimen”, 1934) sobre los sucesos represivos de Casa Viejas o el movimiento cantonalista de Cartagena (“Mister Witt en el cantón”, 1935) por la que obtuvo el Premio Nacional de Literatura, de la Guerra Civil con la extraordinaria “Réquiem por un campesino español  de 1953 con el título “Monsén Millán”.

Abarca su obra múltiples géneros como el realato corto, teatro, poesía, el ensayo, la novela histórico, (“Bizancio, 1958), (“Carolus Rex”, 1963) y (La aventura equinoccial de Lope de Aguirre,1964“); también el género de humor con la serie sobre Nancy, (“La Tesis de Nancy”, 1969).

Puede ser considerado uno de los autores más importantes de la denominada la literatura del exilio, junto con Arturo Barea,  Francisco Ayala y Max Aub. Su estilo suele ser clásico, directo, una narración lineal sin alardes estilísticos ni vanguardistas, salvo quizás, la deliberada recreación, en la novela que nos ocupa, del habla y estilo del siglo XVI. Su obra se caracteriza, en general, por contener un mensaje subyacente de crítica social o política pero con primacía siempre de la expresión artística  sobre el contenido ideológico.

El presente libro relata de forma novelada la historia que las crónicas de la época recogen sobre la expedición de El Dorado emprendida por el virrey Andres Hurtado de Mendoza y su trágico fin con la rebelión de los Marañones comandados por Lope de Aguirre.

Se nos narra en tercera persona (y a veces con monologos del personaje) los esfuerzos de un hombre por finalizar una misión que  ignora  imposible: encontrar y conquistar la legendaria meta de El Dorado, y la degradación de un carácter contradictorio, obsesivo, desconfiado, riguroso, resentido y alucinado sometido a las condiciones extremas de un ambiente claustrofóbico, exhuberante, tórrido, un río excesivo e inabarcable, una naturaleza hostil y un entorno donde el cansancio y la locura abona las pasiones, la envidia, la desconfianza y la traición. Un periplo sin retorno cuyo fin es la tragedia.

La trama de la novela se sujeta más o menos fielmente al contexto histórico según la crónica de Francisco Vazquez, miembro superviviente de la expedición:

Lope de Aguirre nació en 1511 (aproximadamente, pues se desconoce al fecha exacta) en el pueblo de Aráoz perteneciente al municipio de Oñate, Guipuzcoa, aunque en su tiempo formó parte del Reino de Castilla. Murió en 1561 en Barquisimeto, Venezuela.

Con fecha 1536 llegó a Perú y se asoció al bando de Cristobal Vaca de Castro contra Almagro, en 1538, posteriormente se alineó en el bando del virrey Blasco Nuñez de Vela en el enfrentamiento habido con los hermanos Pizarro, teniendo que huir finalmente a Nicaragua cuando la contienda se resolvió a favor de Gonzalo Pizarro.

En 1551 Lope de Aguirre recala en Potosí siendo condenado por el juez Francisco de Esquivel a ser azotado públicamente por un delito contra los indios. Aguirre nunca le perdonó al Juez dicha condena y según se cuenta, al término del mandato del juez lo persiguió, a pie, durante 6000 kilómetros, durante tres años hasta darle muerte en Cuzco, por lo que fue nuevamente condenado, ésta vez a muerte.

En 1552 participa en la sublevación de Cuzco contra el virrey Antonio de Mendoza, durante la cual asesina al gobernador Pedro de Hinojosa, siendo condenado a muerte.

En 1553 participa en la fallida sublevación de Sebastián Castilla en La Plata; En 1554, Alvarado lo amnistía a cambio de que colabore en la represión de la sublevación de Francisco Hernández Girón.

Para eludir sus condenas y acogerse a la amnistía concedida se enroló en la expedición organizada por el virrey de Perú Andrés Hurtado de Mendoza para la conquista de El Dorado.

El mando de la expedición, de unos 300 españoles más indios y esclavos,  se encomendó a Pedro de Ursúa, partiendo en 1560 con dos bergantines y dos barcazas por el curso del Río Marañón. Ajeno a sus responsabilidades de mando y más pendiente de su amante mestiza, Ines de Atienza, surge el descontento entre sus hombres y Aguirre conspira en su deposición y asesinato, nombrándose sucesor a Fernando de Guzmán, proclamado “Príncipe y Rey del Perú” y se suscribe el “Acta de la Independencia Americana”, bajo inspiración directa de Lope de Aguirre. Este escrito dará píe a Simón Bolivar a escribir que fue la primera declaración de independencia del Nuevo Mundo.

Fernando de Guzmán también fue depuesto (y asesinado) y sustituido, esta vez sí, por Lope de Aguirre quien se autoproclamó Príncipe de la Libertad.

Asoló Isla Margarita y, una vez en el continente, fue muerto de un disparo realizado por uno de sus  marañones y posteriormente descuartizado, dado de comer a los perros y enviadas su Cabeza y manos a varias poblaciones de Venezuela.

De los 300 hombres con los que partió Urzúa de las tierras del Perú sobrevivirían a Barquisemeto 174, sucumbiendo anteriormente 66 por garrote, arcabuz, cuchillo, soga y árbol, y otros 60 por enfermedades y, literalmente, de hambre. Muchos por propia mano de Lope de Aguirre.

Aún se le recuerda: en Venezuela, los fuegos fatuos son su fantasma y el de sus hombres, existen localidades en su recuerdo (“Bahía del traidor” en Isla Margarita; en Perú, (“el Salto de Aguirre”); y en España calles con su nombre.

Su vida y obras han protagonizado Películas, Comics, obras de Teatro y novelas:

Un saludo.

Autor: RAMÓN J. SENDER
ISBN/ASIN: 9788421818404
Género: Aventuras
Editorial: CASALS
Fecha de edición: 1998


1 comentario

“todo lo que muere” de John Connolly: todo, todo, muere o se le mata.


“—¿Quién es ese hombre? —pregunté.                            

La mujer habló, y en su voz se oyeron cuatro voces distintas: las de una esposa y una hija, la de una anciana obesa recostada sobre una cama en una habitación oscura, y la de una chica anónima que padeció una muerte solitaria y brutal entre el barro y el agua de un pantano de Louisiana.

—Es el Viajante.” J.C

John Connolly (Dublín, 1968) estudió filología inglesa en el Trinity College de Dublín y periodismo en la Dublin City University. Fue funcionario en la Administración local y trabajó en los almacenes Harrod’s de Londres, y como camarero, antes de ejercer como periodista freelance del Irish Times, para el que sigue escribiendo. Es autor de la serie de novelas policiacas protagonizadas por el detective Charlie Parker, alias «Bird»: Todo lo que muere (Shamus Award 1999 a la mejor primera novela y finalista del Bram Stoker Award y del Barry Award), El poder de las tinieblas, Perfil asesino, El camino blanco (Barry Award 2003), El ángel negro, Los atormentados, Los Hombres de la Guadaña, Los amantes, Voces que susurran y Más allá del espejo. Cuervos. (extraido de su “biografía oficial” de la editorial Tusquets)

El detective Charlie «Bird» Parker, fue inspector del Departamento de Policía de Nueva York, que pierde su placa raíz del asesinato brutal, e irresuelto, de su mujer y su hija. Se ha convertido en una persona alcoholizada, violenta e irascible, con un sentimiento de culpabilidad que pretende redimirse con una clara determinación de venganza en todo criminal que se convierte en su objetivo profesional. Cuando acepta un caso de una desaparición de una joven, se cruza con las huellas criminales del probable asesino de su familia, “el Viajante”. Acción, sangre y tiros, un perfecto “hard boiled” con algo más.

Esta es otra de esas primeras obras iniciales, que luego se desarrollan en grandes (largas) series, que impacta y apasiona: por su novedad, por el trabajo desarrollado por el autor a la hora de definir un personaje distinto (aunque anclado al tópico reconocible y, por eso mismo, admirado), por una trama compleja con muchas subtramas y sobre todo por su mucha sangre y balas (si eso es lo que estas buscando) y ese asesino en serie de un equívoco aire infernal. Pero no solo por eso, sino también por abordar el tema del detective privado desde una perspectiva sobrenatural, parapsicológica, paranormal, muy sutil, sin convertirla en una historia de superhéroes de cómic ni en una parodia de Expediente X de lo criminal. A lo largo de otros títulos de la serie se acentúa la presencia de otros seres de naturaleza ambigua, entre lo terrenal y lo infrahumano, que confieren a la novela ese carácter tan especial.

¿Más cosas positivas? Desde luego. En primer lugar un merecido reconocimiento al traductor, pues entiendo que a él puede atribuirse la excelente calidad literaria de la novela en español. Las frases cuidadas, los diálogos creíbles, ni apresurados ni recargados ni estereotipados. Además introduce en el relato un contenido más profundo, reflexionando sobre la sociedad americana, la decadencia de alguna poblaciones venidas a menos, sobre el fracaso personal, sobre la pérdida personal y la falta de autoestima, y sobre el mal y la crueldad en nuestra sociedad.

Otro acierto es la pareja de asesinos “buenos”, Louis y Angel, ambos con una personalidad compleja y una peculiar relación íntima con Bird que en la novela ayuda a la agilidad y contundencia de la acción.

La labor de Connolly ha ido progresando y con otras entregas como “El poder de las tinieblas”, “Perfil asesino”, “Los amantes” se definen los personajes, se aclara la naturaleza psíquica de las facultades de medium de “Bird”, aparecen seres sobrenaturales, de extraña definición, personas excéntricas, un variopinto mundo en penumbra que se asoma a la realidad  cotidiana sin abandonar del todo los pliegues de lo oculto, “malos muy malos” como Kaleb, Faulkner, El Coleccionista, etc… Sin embargo, quiero decir que las últimas novelas definitivamente han perdido garra e interés. “Voces que susurran” me defraudó y “Más allá del espejo” no me parece una buena novela, o al menos no tan extraordinaria como las primeras. Igualmente, con “los hombres de la guadaña” la figura del detective Charlie Parker pierde protagonismo y, centrada la acción  en la pareja de asesinos Louis y Angel, también flojea su atractivo. Pero ofrezco una solución: empezar a releer la serie, así se pueden apreciar los matices en perspectiva.

Un saludo   

Portada de Todo lo que muere

NARRATIVA (F). Novela
POLICIACOS (F). Otros
Marzo 2004
Andanzas CA 531
ISBN: 978-84-8310-261-9
País edición: España
432 pág.
Traducción: Carlos Milla Soler


Deja un comentario

“payasos y monstruos” de Albert Sanchez Piñol: los monstruos del poder absoluto en Africa.


“Lider del Acero”, “Milagro Único”, “Señor de Todas las Bestias de la Tierra y Peces del Mar”, A.S.P.

Albert Sánchez Piñol (Barcelona, 1965) escritor y antropólogo español. Ha escrito una novela ganadora del Premio Ojo Crítico 2003,  La piel fría (inicialmente publicada en catalán), así como otra extraordinaria novela ambientada en Africa en los albores de la primera Guerra mundial titulada Pandora en el Congo (2005), a mitad de camino entre la novela de aventuras y la temática fantástica al estilo Lovecraft (dicho sea sin pretender que este atroz reduccionismo, curiosamente certero pero también breve y apresurado,  empañe  su estupenda calidad literaria).

La obra “Payasos y monstruos” pone de manifiesto dos de las facetas de la vida personal de escritor, por un lado su contacto y conocimiento de Africa (es, según su biografía, miembro del Centro de Estudios Africanos)  y por otro sus estudios de antropología. Tanto una como otra se encuentran presentes en el relato biográfico de los distintos dictadores Africanos que recoge el libro.

Sin consistir en un sesudo ensayo socio-político sobre las causas y consecuencias de su ascenso al poder o su significación política y económica en su particularismo concreto o a nivel “global”, sí es un libro interesante para documentarse de una manera superficial pero suficiente sobre el elenco de dictadorzuelos y personajillos que convirtieron sus respectivos paises en una dictadura bananera más propio de una película de cine mudo. De ahí el título tan descriptivo de Payasos (absurdos e hilarantes) y Monstruos (genocidas, torturadores, y psicopatas). Sin embargo, debido a las graves consecuencias que su actuación trajo para sus propios subditos las sonrisas dejan paso a la indignación y el bochorno.

Muchas veces nos preguntamos cómo es posible el atraso del continente africano, aquí podemos encontrar una respuesta y la semilla de la responsabilidad de nuestros propios estados occidentales.

El libro se compone de los siguientes capítulos:

Uganda: Amin Dada, El espectáculo del poder o el poder del espectáculo;  República Centroafricana: Bokassa. El emperador del mal gusto;  Malaui: El Dr. Banda y Mr Hyde;  República Democrática del Congo: Mobutu Sese Seko y la cueva de los ladrones;  Guinea:  Sekou Touré. El gran fabulador; Guinea Ecuatorial: Macías Nguema. El hombre de los mil nombres;Guinea Ecuatorial: Obiang Nguema. Dictador de última generación.

Es un libro de fácil lectura, y muy interesante, ideal como aperitivo para introducirse aún más en la historia de los regímenes africanos.

Un saludo

Portada de Payasos y monstruos
Páginas: 200

Publicación: 01/06/2006

Temática: Historia y biografías

ISBN: 9788403097094

 Editorial: Aguilar